.

.

27 de mayo de 2015

Nísperos



El níspero fue introducido en España por los marinos mercantes procedentes de China, concretamente entró por Sagunto (Valencia). Se extendió por tierras levantinas y por el sudeste de la Península Ibérica, encontrando el mejor hábitat para su propagación y desarrollo en la zona del Mediterráneo.

Destacan por su alto contenido en fibra y agua, pero es muy pobre en vitaminas.

Al inicio de la primavera es el momento óptimo de la maduración de los nísperos

Cuando vayamos a comprar nísperos debemos asegurarnos que estén enteros, con la piel uniforme, de color anaranjado o amarillo pálido, que no presenten zonas oscuras y blandas al tacto.

El níspero por lo general se consume fresco, para ello debe estar maduro, ya que verde es muy indigesto y muy ácido. Debe pelarse y retirar los pequeños huesos centrales que contiene.

Por su alto contenido en pectina es una fruta muy apropiada para la elaboración de confituras, mermeladas, jaleas, también podemos incluirlo en macedonias, pero hemos de tener en cuenta que se oxida con rapidez.



Sugerencias de recetas con nísperos:

Nísperos con cremoso de queso mató y miel